Menu Content/Inhalt
Inicio arrow La ciudad arrow El medio físico
El medio fisico PDF Imprimir E-Mail
Situación Geográfica
 
Villena está situada al noroeste de la provincia de Alicante, en la comarca del Alto Vinalopó. Se encuentra en una importante encrucijada de caminos entre las Comunidades valenciana, murciana y castellano-manchega, a las que se accede en una hora por autovía. Su singular enclave geográfico, en torno a pueblos como Biar, Sax, Fuente la Higuera, Yecla y Caudete ha hecho que, desde la antigüedad, Villena sea un importante nudo de comunicaciones conocido como el "Pasillo de Villena". Su amplio término municipal con 344 km2, es el segundo con mayor superficie de la provincia de Alicante.

El clima
 
Villena presenta unas temperaturas extremas que pueden oscilar entre los -3ºC y los + 35ºC. Por su parte, la temperatura media se sitúa en los 6ºC en el mes de enero, mientras que en julio y agosto está en torno a los 24ºC. Térmicamente Villena presenta las características propias de la continentalización meseteña, que se manifiesta en la existencia de un verdadero invierno, y un verano en el que se constata un aumento de las temperaturas en las horas centrales del día con noches muy refrescantes.

El período de máximas lluvias se registra durante los meses de primavera y otóño con cotas muy bajas: entre 350 y 380 mm. Así, el número de días de lluvia en otoño en Villena es, por término medio, de 11, mientras que la primavera se caracteriza por unas precipitaciones de tono más débil o moderado. Las altas temperaturas y la escasez de precipitaciones, junto con la irregularidad de éstas, ilustran la aridez de la llanura villenense, que va superándose a medida que nos aproximamos hacia la parte oriental del Alto Vinalopó.

La Población

La población ofrece un ritmo de crecimiento sostenido desde mediados del siglo pasado, más acentuado en los últimos años gracias a la instalación de industrias que impidieron la emigración de la mano de obra sobrante en el sector primario y a la tasa de inmigranmtes.

Durante los años sesenta v setenta, debido al auge de la industria del calzado, registra inmigraciones de otras Comunidades españolas, sobre todo de Castilla La Mancha y Andalucía. Sin embargo, actualmente la tasa mayor de inmigración es de Sudamérica, Africa, Asia y los paises del Este, alcanzando una población que supone algo más del 6% del total de los habitantes.

La densidad de población actual es de 98 habitantes por km2.
 

 
Actividades económicas

La economía villenense ha estado tradicionalmente sustentada en la agricultura. Entre los principales productos agrícolas podemos destacar: el viñedo, el olivo, el cereal, el almendro, las hortalizas, el manzano y el peral; cultivos muy favorecidos por la importante riqueza de aguas subterráneas existente, a pesar de la sobreexplotación de acuíferos que padece. La industria agroalimentaria aglutina un conjunto de actividades transformadoras de los productos agrícolas para la comercialización.

Hoy día la industria del calzado constituye el principal punto de apoyo de la economía de Villena, famosa por su calidad y diseño sobre todo en la fabricación de calzado infantil y juvenil. A la par del sector calzado surgen un conjunto de industrias auxiliares (fabricación de pavimentos y revestimientos, bloques, ladrillos, electricidad, etc.), que se vieron impulsadas, debido al fuerte proceso constructor en la cercana costa mediterránea por la incidencia del turismo.

En el sector de la construcción, salvo escasas excepciones, predominan la pequeña y mediana empresa. Destacan también las industrias del mueble, el textil, las industrias cárnicas, las artes gráficas y la artesanía.

Villena se ha convertido en una ciudad de servicios comarcales en torno al comercio de confección, calzado, electrodomésticos y otras actividades desempeñadas por otros profesionales, como asesores,agentes inmobiliarios, servicios administrativos, etc. El mayor número de establecimientos comerciales de la ciudad corresponde a la rama de alimentación, seguido en importancia por los dedicados a la confección, el calzado, la ferretería y los electrodomésticos.

El Relieve

La zona puede encuadrarse dentro de las áreas de los corredores intermontanos o pasillos prebéticos. Por su situación y configuración, se considera un altiplano con rasgos de transición entre el paisaje manchego y el levantino.

Por lo que respecta a su génesis, el relieve presente en el término de Villena y comarca está relacionado con dos factores: las condiciones climáticas y la tipología del roquedo. La zona está sometida a la acción de un sistema erosivo mediterráneo puesto de manifiesto en el ritmo de precipitaciones y en las temperaturas, que favorece la formación de glacies, ramblas y barrancos, potenciados por la escasa cobertura vegetal que existe en algunas zonas. El predomino de calizas, margas y arcillas se manifiesta en las cumbres con un microkart y espacios arcillos como los Cabezos.

Las principales unidades montañosas las constituyen la Sierra de Salinas, donde se alcanza la máxima altura en el Pico de la Capilla con 1.123 m. de altitud; los Picachos de Cabrera que es una formación aislada y bastante abrupta; la Peña Rubia, el Morrón y la Sierra de la Villa -a cuyas faldas se encuentra la ciudad-. La cota más baja se encuentra en el valle de los Alhorines (400 m.).
 

 
Flora y fauna

Debido a su gran diversidad fisiográfica y faunística, el patrimonio natural de Villena es de gran importancia en el contexto de la provincia de Alicante.

En la Sierra de Salinas es donde más abunda la vegetación boscosa -Bosque Mediterráneo-, conservando amplias zonas de carrascal y densos pinares. Es la zona de mayor diversidad faunística de nuestro territorio, destacando la gineta, el gato montés y el jabalí y, entre los animales de caza que habitan el campo, se encuetra el conejo y la perdiz. Completan esta relación las aves rapaces diurnas y nocturnas. En otras sierras, de menor vegetación arbórea como son el Morrón y Peña Rubia, predomina el matorral dominado por el romero, el enebro, la sabina, el tomillo, la aliaga, etc., plantas que están ampliamente representadas en estas latitudes.

Dentro del término de Villena se encuentran también ambientes subesteparios -zonas de vegetación muy baja y aclarada-, acompañados normalmente de cultivos cerealistas, como sucede en el paraje de Los Alhorines donde se ha reintroducido el Cernicalo Primila. En otras zonas del amplio término se encuentran dos especies de aves únicas en la provincia de Alicante: la Ortega y el Sisón.

Existen todavía zonas húmedas en la huerta de Villena, donde aparecen anfibios y un pez conocido como Fartet -muy escaso- cuyo único hábitat es Marruecos y el Sureste de España. En cuanto a la fauna, podemos destacar los animales de caza como el conejo y la perdiz.

Comunicaciones

Villena está situada en un enclave estratégico conocido como el "Corredor del Vinalopó", que ha favorecido el desarrollo de unas buenas infraestructuras en las redes de comunicación por ferrocarril y con autovías modernas que la unen a la Meseta y a la Costa Alicantina,así como a Andalucía y Valencia.
Además, a través de una serie de carreteras locales y comarcales, se comunica con los pueblos vecinos que forman la comarca natural del río Vinalopó y con las del Alcoiá-Comtat, La Vall de Albaida y los pueblos limitrofes entre las provincias de Murcia y Albacete como son Yecla y Caudete.

Esta red de comunicaciones hace que en 40 minutos por autovía se llegue a Alicante y al aeropuerto del Altet, y en una hora con Valencia, Murcia y Albacete.
 
Fuente: M.I. Ayuntamiento de Villena - Concejalía de Turismo
 

Imágenes

2004.jpg
Síguenos en Facebook